Compras de pánico y favores políticos. Por Jorge Díaz

0

Hasta hace algunas semanas, Andrés Manuel López Obrador, dueño del Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA) encabezaba por mucho las preferencias electorales para la Presidencia de la República a definir en julio de 2018.

No aparecían todavía los contendientes de los otros tres partidos y de repente José Antonio Meade por el PRI y Ricardo Anaya que representará a una alianza bizarra entre la izquierda y la derecha y un partido satélite como Movimiento Ciudadano, comenzaron a “meter ruido” a la solitaria carrera del Peje.

No en vano, la estrategia morenista de una compra de pánico, incluye una alianza con el Partido Encuentro Social, organización ultraderechista que se pronuncia contra el aborto y el matrimonio igualitario entre otras incongruencias que aún permean no solo en México sino en muchos países del mundo, con el argumento de que “hay que sanar también al alma”.

Con el afán de no dejar el poder político del país, PRI, PAN, MORENA y PRD recurren a prácticas que en otro tiempo hubieran desquiciado a Carlos Marx, Federico Engels, Adam Smith, Mao, José Martí y Simón Bolívar, pensadores y filósofos que sentaron las bases de las diferentes corrientes de pensamiento que en su momento revolucionaron al mundo.

De hecho López Obrador, con el estilo agachón que le caracteriza, nunca habló claro sobre los temas del aborto y el matrimonio homosexual; habló consensos como si los derechos humanos se pudieran someter a votación, derechos fundamentales de los que todos y cada uno de los que habitamos este mundo gozamos y tenemos acceso.

Ahora bien, la “gran barata” propia de una tienda de autoservicio abarcó al PRI, que aseguró ya el voto del Sindicato de Maestros para Pepe Meade, como le llaman ahora todos aquellos que le decían Señor Secretario, gracias a su acuerdo de coalición con el partido Nueva Alianza, otro satélite que se va con el paga mejor, y que decidió aliarse con el tricolor y hacerle compañía al partido que ni es verde ni es ecológico.

La liberación de la maestra Elba Esther Gordillo, en extrañas condiciones no es una simple prisión domiciliaria con vigilancia permanente por parte de la policía, visitas restringidas a familiares cercanos y sus abogados, la retención de pasaportes y visas vigentes para que no huya del país y un brazalete que localizará en todo momento la ubicación de profesora.

Para un servidor es una dinámica estructurada por si el SNTE no cumple con su compromiso de votar por Meade.

Y qué decir del aceite y el agua que representan PRD y PAN dos corrientes políticas eternamente confrontadas y que junto con Movimiento Ciudadano conformaron un Frente que lo único que logró es repartirse las candidaturas a la medida de Ricardo Anaya y Alejandra Barrales dejando las sobras a Dante Delgado, quien está enajenado con regresar a gobernar Veracruz.

Además del bajísimo nivel de debate entre candidatos que lo que hacen es desprestigiar al contrario no solo con sus acciones públicas sino sacando a la luz pública cuestiones personales que no permiten la limpieza de los comicios, comenzaron ya, desde ahora, las compras de última hora, las alianzas absurdas e increíbles, para aprovechar las sumas multimillonarias asignadas a los partidos para que los desperdicien en anuncios que prometen lo que nunca cumplirán.

Pero como siempre tú tienes la última opinión.

 

@jorgeplus 60

 

Acerca del autor

Redacción

Somos un grupo de profesionales de la información y comunicación radiofónica y televisiva y ésta es nuestra ventana para expresar con libertad y responsabilidad puntos de vista sobre el acontecer nacional.

Su dirección de correo no será publicada, revise los campos marcados*