La Fiscalía Federal del Distrito Central de California dio cuenta del arresto de un hombre que habría comprado autos de lujo y disfrutado de soberbias vacaciones usando dinero del programa federal de ayuda destinado a pequeñas empresas que atraviesan dificultades económicas por causa de la pandemia de coronavirus.

El sujeto, de nombre Mustafa Qadiri, fue acusado de diversos cargos de fraude bancario y electrónico, robo de identidad agravado y lavado de dinero, luego de obtener alrededor de 5 millones de dólares en préstamos del Programa de Protección de Cheques de Pago y utilizar el dinero para comprarse un Ferrari, un Bentley y un Lamborghini.

El angelito tuvo todavía recursos para darse unas “lujosas vacaciones y el pago de sus gastos personales”, como se señala en la acusación.

Qadiri presentó solicitudes fraudulentas de préstamos a 3 bancos bajo la figura del Programa de Protección de Cheques de Pago, en nombre de 4 empresas que presuntamente poseía, descubriéndose tiempo después que ninguna de ellas existía.

Las solicitudes de dinero incluían número de empleados, registros de cuentas bancarias alteradas “con saldos inflados y formularios ficticios de declaración de impuestos federales trimestrales”.

Este defraudador fue detenido y luego liberado bajo una fianza de 100 mil dólares, y aunque se declaró inocente, tendrá que presentarse ante un jurado el próximo 29 de junio.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here