Los productores de la nueva cinta de la saga de James Bond, titulada ‘No time to die’, tuvieron que diferir el estreno del filme ante los estragos que está ocasionando el brote de coronavirus que entre otras cosas provoca el cierre de miles de salas cinematográficas.

De acuerdo con los productores de la película financiada por Metro-Goldwyn-Mayer en un mensaje vía Twitter, “después de una cuidadosa ponderación y una evaluación exhaustiva del mercado cinematográfico mundial, el lanzamiento de “No time to die” se pospondrá hasta noviembre de 2020″.

El estreno estaba previsto para el 2 de abril y ahora se especula cuanto le costará a MGM este retraso de 7 meses. Una fuente familiarizada con el asunto declaró al The Hollywood Reporter que las pérdidas serán de entre 30 y 50 millones de dólares, más o menos la quinta parte de lo invertido en la cinta.

Si se decidiera estrenar el filme en la fecha programada, la película protagonizada por Daniel Craig y Ana De Armas recaudaría 30% menos de lo esperado, por lo que de plano se opta por estrenar la edición 25 del agente 007 el 12 de noviembre en el Reino Unido.

Se desconocen las fechas exactas para otros países.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here