A partir de la semana entrante y durante 15 días, tanto restaurantes como gimnasios deberán cerrar a las 10 de la noche en lugar de las 11 como hasta ahora, informó la jefa de gobierno capitalina, Claudia Sheinbaum.

La medida será monitoreada en ese lapso para ver si ayuda a reducir los contagios de coronavirus, que en el último mes ha significado tener hasta 300 hospitalizados más que en semanas recientes.

En hoteles no se permiten actos o reuniones con más de 10 personas en espacios cerrados y de 25 en abiertos, debiendo dar aviso a la autoridad de su celebración de manera anticipada, además de proporcionar el teléfono de los asistentes.

Por lo demás, se mantendrán las condiciones actuales de operación en el resto del comercio para no afectar más la economía de las personas y de la ciudad, en vísperas del Buen Fin.

En el caso de la Ciudad de México, la jefa de gobierno confirmó que el Buen Fin se extenderá hasta el 22 de noviembre y que los empresarios podrán extender los horarios respetando la norma vigente de tener un aforo máximo de 30% y de impedir el acceso a las tiendas a quien no tenga cubrebocas .

Se mantiene la prohibición para operar a escuelas, oficinas, bares, eventos masivos y salones de fiestas entre otros, y da vez que la capital se mantiene en semáforo naranja con alerta de rojo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here