Una jueza de control de garantías de Bogotá ordenó el traslado a prisión de los policías Harby Damián Rodríguez Díaz y Juan Camilo Lloreda Cubillos, implicados en el homicidio de Javier Ordóñez el pasado 8 de septiembre , golpeado y torturado con pistolas táser mientras permanecía en el suelo.

Tras el asesinato de Ordónez, Colombia ha vivido intensas jornadas de manifestaciones, disturbios y enfrentamientos entre civiles y las fuerzas de seguridad, que han dejado al menos 13 muertos y más de 400 heridos

La magistrada dijo que los detenidos serán remitidos a la cárcel de Facatativá, a donde son enviados policías y militares implicados en delitos.

De acuerdo con la jueza durante la audiencia celebrada de manera remota, , “hay un perito experto que dice: es un homicidio”, sustentando su decisión en declaraciones de los policías, quienes custodiaban a Ordónez en el Comando de Acción Inmediata a donde fue trasladado tras su detención.

La funcionaria revisó el informe con la inspección técnica al cadáver, y detalló que Ordóñez presentaba traumas contundentes en varias partes del cuerpo, escoriaciones, lesiones en la piel, abrasiones, laceraciones, cortes, hematomas, signos de violencia en la cavidad pómulo-ocular, masetera y malar.

Añadió que “ese no era el procedimiento que debía realizarse. Estos son tratos crueles e inhumanos que le causaron intenso dolor a la víctima (…) Tiene que sacrificarse el derecho de libertad, causaron y de qué manera la muerte de una persona, a quien previamente torturaron”.

Los policías y 5 agentes acusados de “omisión”, fueron suspendidos de sus actividades para llevar a cabo la investigación.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here