Las protestas que estallaron en Ecuador luego del anuncio gubernamental la semana pasada de medidas económicas a aladas por el Fondo Monetario Internacional han obligado al presidente Lenín Moreno a anunciar el traslado de la sede gubernamental de la capital, Quito, a la ciudad de Guayaquil, en el suroeste del país.

“Me he trasladado a la ciudad de Guayaquil y he trasladado la sede de Gobierno a esta querida ciudad, de acuerdo a las atribuciones constitucionales que me competen”, declaró Moreno  en medio de las  protestas que tienen lugar en la capital del país sudamericano.

Asimismo y en declaraciones en cadena nacional, el mandatario aseguró que tiene pruebas de que ciertos grupos que manifiestan en su contra “buscan romper el orden constituido”.

Moreno, declaró que tanto el exmandatario Rafael Correa como el presidente venezolano, Nicolás Maduro, son los culpables de la crisis que se vive en Ecuador.

A su juicio, “el sátrapa de Maduro ha activado junto con Correa su plan de desestabilización”, señaló Moreno en cadena nacional, describiendo a esos políticos como “corruptos” y evasores de la Justicia.

“Ellos son quienes están detrás de este intento de golpe de Estado”, aseguró el presidente, reiterando que las personas que incitan a la violencia corresponden a “individuos externos pagados y organizados” y acusando también a otros políticos de involucramiento, entre ellos el excanciller Ricardo Patiño.

Sin embargo, las protestas derivan del paquete económico anunciado por el presidente. Miles de indígenas marcharon hacia Quito en un abierto enfrentamiento con el gobierno que decretó el estado de excepción ante las protestas que estallaron hace 6 días por el alza de los combustibles

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here