La naciente administración del norteamericano Joe Biden sigue haciendo cambios y tomando decisiones de manera inmediata, y esta vez determinó proceder con relevos en la cúpula de la Voz de América y de la agencia que supervisa las transmisiones de Estados Unidos al exterior, copada por afines a Donald Trump.

La agencia, que maneja las transmisiones del gobierno al exterior, anunció que el director de la Voz de América y su segundo, habían sido destituidos, y que el director de la Oficina de Transmisiones a Cuba había renunciado, ante los temores de que los nombramientos de Trump habían generado la preocupación de que se convirtiera en un instrumento propagandístico del expresidente republicano.

Los cambios se produjeron un día después de que Biden asumiera la presidencia y pidiera la renuncia de Michael Pack, responsable de la Agencia para los Medios Globales designado por Trump.

La agencia informó en un comunicado que el director de la Voz de América Robert Reilly había sido despedido semanas después de asumir, y luego de estar sujeto a duras críticas la semana pasada tras degradar al corresponsal de la Voz de América en la Casa Blanca por tratar de hacerle una pregunta al secretario de estado Mike Pompeo.

Ejecutivos de la agencia dijeron que Reilly y su número 2, Elizabeth Robbins, fueron despedidos y acompañados hasta la puerta de salida por guardias.  Jeffrey Shapiro, nombrado hace poco para dirigir Radio y TV Martí, a cargo de las transmisiones a Cuba, renunció a pedido de la nueva administración, según los ejecutivos.

Pack, quien nombró a estos funcionarios, renunció horas después del traspaso del poder presidencial, y la Casa Blanca anunció que una periodista de amplia trayectoria en la Voz de América, Kelu Chao, dirigirá en forma interina la Agencia para Medios Globales.

Pack generó un gran revuelo cuando asumió el cargo el año pasado y despidió a los miembros de las juntas de todas las unidades a su mando, junto con los directores de cada red.  Esa limpieza alimentó la sensación de que Pack, cineasta conservador y antiguo socio del estratega Steve Bannon, se proponía convertir la e organización en un órgano propagandístico de Trump.

De hecho, el martes de esta semana designó a figuras conservadoras para las juntas de Radio Asia Libre, Radio Europa Libre/Radio Libertad y las Redes de Transmisiones al Medio Oriente.

La Voz de América fue creada durante la Segunda Guerra Mundial con la misión de ofrecer información independiente a una audiencia internacional.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here