El telescopio espacial James Webb, considerado como el más grande de su tipo que la NASA haya construido, fue ha  plegado y puesto en la posición que tendrá cuando sea cargado dentro del cohete espacial Ariane 5, para lanzarlo al espacio en 2021.

Por el tamaño de su espejo primario de 6,5 metros, e telescopio es muy grande para caber en cualquier cohete disponible.

Por ello, consta de varios segmentos que pueden ser doblado para reducir su tamaño. Ya fuera de la Tierra, se desplegará en varios pasos antes de iniciar su labor de observación.

Un video de laNAS  muestra las características de diseño del James Webb y recrea el proceso que le permitirá acomodarse dentro de la lanzadera espacial, en un espacio de carga de 5,4 metros, y “sobrevivir a los rigores de un viaje en cohete hasta la órbita”.

Este magnifico telescopio considerado sucesor científico del  Hubble, fue completamente ensamblado y los técnicos e ingenieros llevaron a cabo pruebas para comprobar las diversas etapas de despliegue que deberá llevar a cabo de manera sincronizada.

Resta realizar las pruebas ambientales finales de acústica y vibración, y una vez completadas, el James Webb será abierto por última vez en la Tierra para un último control previo al despegue en 2021.

 La NASA evaluará continuamente el programa del proyecto y ajustará las decisiones a medida que la situación evolucione”, aseguró Gregory L. Robinson, director del programa Webb en Washington.

El telescopio Webb es producto de un esfuerzo conjunto de la NASA, la Agencia Espacial Europea y la Agencia Espacial Canadiense.

Se espera que sea el principal observatorio de ciencias espaciales a nivel mundial y ayude a desentrañar las misteriosas estructuras y orígenes de nuestro universo, así como nuestro lugar en él.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here