Un hotel japonés de nombre Business Ryokan Asahi, ubicado en la ciudad de Fukuoka, fijó la tarifa de un dólar por noche para una de sus habitaciones, en una promoción que tiene su truco, pues aunque esta superoferta tiene vigencia para cualquier día de la semana, lleva como condición que el huésped permita se retransmita su estancia en YouTube las 24 horas del día.

La grabación tiene el consentimiento de los clientes, y los empleados del hotel advierten a los huéspedes que no deben desnudarse frente a la cámara ni hacer nada indecente, ya que entonces su canal puede ser bloqueado por violación de las políticas de la plataforma de videos.

Por ello, la retransmisión se hace sin sonido: el sitio web controla el respeto de los derechos de autor y puede sancionar al dueño de un canal si en su vídeo usa contenidos cuyos derechos de autor pertenezcan a otra persona, especialmente música.

Un reportero del portal Sora News 24 visitó el lugar y reservó la habitación número 8 por una noche, un pequeño cuarto decorado al estilo japonés con tatami, colchón plegable, mesa, televisor y computadora portátil con cámara web a través de la cual se registran las imágenes.

El cuarto de baño es común, se encuentra en el pasillo y no se filma.

El portal detalla que la retransmisión de la estancia de su empleado se interrumpía frecuentemente por fallas en la cámara web, por lo que la administración del hotel esta se comprometió a actualizarla a un modelo más confiable en el futuro cercano.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here