Una investigación preliminar presentada por la American Heart Association reveló va que quienes consumen ají o chile podrían vivir más tiempo y tener un riesgo  menor de morir por una enfermedad cardiovascular o cáncer.

Los expertos analizaron registros de salud de más de medio millón de personas en países como China, Italia, Irán y Estados Unidos, y también analizaron cerca de 5 mil estudios sobre los efectos del ají en la mortalidad de las personas.

Otras investigaciones  han encontrado que comer chiles tiene efecto antiinflamatorio, antioxidante, anticanceroso y regulador de la glucosa en la sangre, debido a la capsaicina, sustancia que le da su característico picor.

El reciente análisis encontró que las personas que consumían ají reducían en un 25 % su riesgo de mortalidad por cualquier causa natural, en comparación con las que rara vez o nunca lo comían. Más aún, se observó una reducción del 26 % en la mortalidad por motivos cardiovasculares y del 23 % por cáncer.

Bo Xu, autor principal del trabajo, señala que el resultado “destaca que los factores dietéticos pueden desempeñar un papel importante en la salud en general”.

Expertos creen que probablemente la capsaicina de los chiles sea responsable de posibles beneficios para la salud; sin embargo, no existe todavía  un resultado concluyente que confirme que el comer ají prolongue la vida y reduzca la mortalidad.

Xu agrega que “si a alguien le gusta la comida picante, yo le diría que continúe comiéndola. Y para quienes han evitado el ají por el hecho de que no les gusta el sabor picante, espero que estos datos sean un incentivo potencial para que lo prueben”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here