Un estudio publicado el 4 de diciembre en la revista Science Translational Medicine da cuenta del trabajo de un grupo de científicos estadounidenses que desarrollaron un anticonceptivo oral que requiere de solo una toma mensual para eliminar el riesgo de embarazo.

El nuevo fármaco consiste en una cápsula de gelatina que se disuelve en el estómago, donde permanece hasta 4 cuatro semanas liberando una estructura polimérica que funciona como fuente de levonorgestrel, hormona utilizada en varios contraceptivos, fármaco que puede mejorar la eficiencia de este tipo de tratamientos.

Los expertos explican que “la mala adherencia del paciente a los anticonceptivos orales es causa predominante del fracaso de estas terapias, lo que provoca embarazos no planificados que pueden afectar negativamente la salud femenina en todo el mundo”.

Más aún, la tecnología elaborada por estos investigadores puede ser útil para el tratamiento de una amplia gama de condiciones médicas que requieren una toma regular.

Uno de los autores del estudio, el profesor Robert Langer, aseguró al diario The Guardian, que espera que “pueda haber píldoras tragables que puedan durar mucho tiempo para tratar diferentes enfermedades, como enfermedades de salud mental y adicción a los opioides, alzhéimer y sida”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here