Un grupo de científicos de diversas organizaciones como el instituto de investigación Riken y la Universidad de Tokio, informa que desarrolló un método de prueba que detecta el coronavirus en un plazo de 5 minutos.

Con el nuevo método, se colocan especímenes en una placa de cristal con un millón de muescas por centímetro cuadrado.

Las muescas, que funcionan como pequeñísimos compartimientos de prueba, se crean mediante tecnología de conformado microscópico. Cada compartimiento contiene un reactivo. Si una muestra presenta ácido ribonucleico del coronavirus, el compartimiento emite una luz.

A diferencia del método de PCR convencional, el nuevo no necesita amplificar el ARN del coronavirus debido a que incluso una pequeña cantidad de este se puede detectar dentro de un compartimiento microscópico.

Los resultados están disponibles en un plazo de 5 minutos, en lugar de la hora o más que requiere una prueba de PCR, y el grupo señala que su intención es comercializar la tecnología dentro de unos años.

Watanabe Rikiya, científico en jefe de Riken, explica que el método no conlleva procesos complicados y señala que, si se comercializa, se podrían utilizar pruebas sencillas y rápidas en instituciones médicas y en la detección de portadores del virus.(NHK)

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here