Los repuntes en los contagios por coronavirus en las regiones de América y Europa durante días recientes, provocaron que la tasa de incremento de casos en el mundo se elevara en 10% en la última semana, de acuerdo con el reporte de la Organización Mundial de la Salud.

En su balance semanal sobre el estado de la pandemia de coronavirus, la OMS señala que el total global de casos de Covid-19 creció a principios de enero a casi 5 millones de infecciones semanales, pero después bajó a unos 2,5 millones a mediados de febrero.

De acuerdo con la agencia de salud de Naciones Unidas, la última semana de marzo fue la tercera semana consecutiva con un aumento de nuevos casos en el mundo luego de semanas con una tendencia a la baja, y en donde América y Europa registraron más del 80% de los contagios y decesos en la última semana.

Las nuevas infecciones en el viejo continente se incrementaron en alrededor de un 6% mientras que las muertes “descendieron de forma consistente”, explicó la OMS, añadiendo que los peores datos se registraron en Francia, Italia y Polonia.

El repunte coincide con la paralización temporal de la inmunización con la vacuna desarrollada por AstraZeneca y la Universidad de Oxford ante los reportes que la vincularían con posibles coágulos sanguíneos en más de una docena de países, en su mayoría europeos.

La OMS y la Agencia Europea de Medicamentos  han reiterado en varias ocasiones que hasta la fecha no hay evidencias que relacionen el fármaco con los coágulos y que sus beneficios siguen superando el riesgo que suponen los efectos secundarios.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here