Nueva Autopista Chalco-Cuautla; beneficios para más de un millón de personas

0

Entre las diversas obras que permiten mejorar sustancialmente la movilidad en los diversos accesos que se tienen hacia la Ciudad de México, no debemos olvidar la nueva autopista Chalco-Cuautla, misma que hace posible unir al estado de Morelos, con los municipios de Amecameca, Tlalmanalco, Ozumba, y Tepetlixpa, entre otros, en la zona oriente del Estado de México.

Esta vía forma parte de los 5 nuevos accesos a la Ciudad de México que han sido finalizados, junto con la autopista La Marquesa-Toluca, la interconexión del segundo piso del Periférico con la caseta de Tlalpan, la ampliación de la autopista México-Puebla, la ampliación de la autopista México-Pachuca y la autopista Chalco-Cuautla.

La nueva vía, como parte del Programa Nacional de Infraestructura del gobierno federal por conducto de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, cuenta con 4 carriles y como sucede con otras obras de mejoramiento de la infraestructura carretera del país, hace posible reducir los tiempos de traslado, además de generar ahorros en los gastos destinados por particulares y empresas en la transportación de productos.

La Chalco-Cuautla debe impulsar el desarrollo industrial, agropecuario y turístico del sureste mexiquense así como el noreste de Morelos., y en su condición de vía de mejoramiento de la movilidad vehicular, reducirá la contaminación y contribuirá al mejoramiento de las zonas urbanas.

Mejor conectividad Ciudad de México-Estado de México-Morelos

Más aún, la obra, aumenta la seguridad vial de cerca de 12 mil usuarios que circulan diariamente por la zona, y beneficiará a 1 millón 170 mil personas que de una u otra forma utilizarán la ruta, reduciendo los tiempos de traslado en una hora.

Otro de los beneficios paralelos a la construcción de la autopista Chalco-Cuautla lo constituye el hecho de que generó más de 3 mil 500 puestos de trabajo, y la estimación de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes es que el 60 por ciento de los mil 600 millones de pesos invertidos en la construcción de la nueva vía, se utilizó en empleos, compra de materiales, servicios y otro tipo de actividades que han beneficiado a la región.

Esta autopista, está transformando paulatinamente la conectividad de esta región, ya que, por ejemplo, le quita el tráfico a municipios como Amecameca, Ayapango, Tlalmanalco, por donde ya no pasará el tráfico pesado por esos lugares y se suma a la conexión existente con la Ciudad de México hacia el poniente con la Autopista México-Puebla y con el Circuito Exterior Mexiquense

Al igual que las demás obras proyectadas por el gobierno federal este nuevo acceso a la capital del país cumple con el objetivo de reducir el cuello de botella vial en la región, estimula de manera importante el  comercio desde y hacia la Ciudad de México con entidades vecinas, e incrementa el nivel económico de la Zona centro del país, además de los beneficios que genera al medio ambiente en el Valle de México, como una más de las acciones encaminadas a cumplir con la meta programada para la actual Administración federal,  en el sentido de construir y ampliar 12 principales accesos a la Zona Metropolitana del Valle de México con una inversión conjunta cercana a los 40 mil millones de pesos que se reflejarán en un total de más de 360 kilómetros de  longitud.

Ahorro económico y desplazamiento seguro

Como lo señala el Presidente de la República, “las autopistas, carreteras y caminos rurales, conectan a productores con mercados y consumidores; acercan a las familias; y facilitan el acceso de todos los mexicanos a la salud, educación y oportunidades laborales”.

 

Acerca del autor

Redacción

Somos un grupo de profesionales de la información y comunicación radiofónica y televisiva y ésta es nuestra ventana para expresar con libertad y responsabilidad puntos de vista sobre el acontecer nacional.

Su dirección de correo no será publicada, revise los campos marcados*