Las deudas. Por Juan Carlos Cárdenas Domínguez

0

Deudas… todos tenemos, nadie se escapa de tenerlas, por lo que en este breve espacio nos habremos de referir a esa cuestión cotidiana que es precisamente: deber dinero.deudas 2

Y es que finalmente como ya lo hemos mencionado en otras ocasiones deber dinero no es un delito como la propia Constitución lo señala en su artículo 17 donde establece que: “nadie puede ser aprisionado por deudas de carácter civil”. Así, ningún código penal de nuestro país señala que ser deudor es un delito, por lo cual la amenaza de terminar en la cárcel por deber dinero no tiene fundamento alguno.

Es decir, qué deber dinero no configura delito alguno y si bien es cierto que hay personas morales que se dedican a la cobranza y que se han encargado de hacer creer a la gente qué se trata de un delincuente a quien están persiguiendo por una deuda económica esto no es así. Ahora bien, en este espacio también es necesario dar a conocer lo que ocurrirá si se puede dejar de pagar una deuda y todos quisiéramos que ello ocurriera sin que exista ninguna repercusión.

Sin embargo el hecho de dejar de pagar una deuda siempre dará como resultado que quedemos con un manchón en nuestro historial crediticio por “mala paga”, mandándonos directito a inscribir en el Buró de crédito.

Pero ¿cómo saber qué es lo que ocurre en caso de que se deje de pagar una deuda? Es necesario aclarar qué si Usted ha dejado de pagar una deuda y no le hicieron el cobro por ello y ya han pasado más de 10 años, entonces hablamos de que la deuda se ha extinguido por virtud de la prescripción o sea que ya no se la pueden cobrar, y hay que hacer un juicio para que se declare cancelada dicha deuda, incluso cuando hay hipoteca u otra garantía de pago pudiéndose cancelar la hipoteca.

deudas 1

Y cuando se trata de deudas que se van a pagar en parcialidades con sólo 3 años de no pagar y que no le hayan demandado el pago es suficiente para que se extinga la deuda por prescripción de la misma.  Incluso cuando hablamos de adeudos Fiscales como deudas de impuestos o con entidades como el Instituto Mexicano del Seguro Social y el INFONAVIT, tendrán dichas instituciones un máximo de 5 años para intentar cobrar dichas deudas.

Y si se pregunta Usted ¿qué ocurre en el caso  de qué quien tiene una deuda se muere? ¿le pueden cobrar a sus familiares dicha deuda? pues la respuesta es… sí. Aunque suene molesto, las deudas pueden ser cobradas a los herederos o legatarios hasta por un monto que pueda ser cubierto con los bienes que integren la masa hereditaria que dejó el difunto al morir, es decir, que no les pueden cobrar a los herederos por una cantidad mayor a lo que valgan los bienes que dejó el difunto al morir.

Finalmente es necesario señalar que en los testamentos puede el testador hacer mención de qué se le pague tal cantidad, o se le entregue algún bien, como pago en especie, a algún acreedor y con ello cubrir alguna deuda pendiente, en fin con esto podemos darnos cuenta muy bien que ni con la muerte nos libramos de los adeudos pendientes. De manera que no nos queda más remedio que hacer efectivo el dicho que reza: “Toma chocolate, paga lo que debes”.

Lic. Juan Carlos Cárdenas Domínguez Licenciado en Derecho egresado de la UNAM, especialista en las materias del Derecho Civil y Familiar, ha sido Procurador de la Defensa del Menor y la Familia del DIF, ponente en los Congresos Mundiales de Derecho de Familia, Profesor de las materias de Derecho Familiar, Sucesiones y Derecho Procesal Civil. Se ha dedicado a difundir el conocimiento del derecho a través de diversos programas de radio y televisión. Ha sido Abogado litigante durante 20 años, es fundador del Despacho de Abogados: “Jurídico Express” y colaborador de REPORTE. (E mail: lic.cardenas.abogado@hotmail.com)46-15-58-16  Es especialista en cuestiones de Derecho Civil, cuyas ramas abarcan todo lo relacionado con los intestados

Acerca del autor

Redacción

Somos un grupo de profesionales de la información y comunicación radiofónica y televisiva y ésta es nuestra ventana para expresar con libertad y responsabilidad puntos de vista sobre el acontecer nacional.

Su dirección de correo no será publicada, revise los campos marcados*