La copropiedad Por: Lic. Juan Carlos Cárdenas Domínguez.

0

Todos trabajamos con la misma idea de que a la larga por medio de nuestro trabajo y esfuerzo tendremos la posibilidad de ser propietarios de algún bien, ya sea un inmueble, terreno, un vehículo o algún otro bien material.

cosa comun 1

Sin embargo en diversas ocasiones y por muchas razones muy distintas, ya sea recibir una herencia, o a veces por una donación que nos hacen, incluso en algunas ocasiones por no tener el dinero suficiente para comprar un bien una sola persona y por ende entre varias lo adquieren, entonces llegamos a vernos en la situación de ser copropietarios de algún bien; así compartimos la propiedad de un mismo bien con otra, o con otras, personas.

De manera que nos convertimos en “copropietarios”, cuestión nada sencilla de manejar, puesto que los diversos copropietarios tendrán ideas muy distintas de cómo administrar el bien, incluso algunos de ellos querrán vender su parte a un tercero.

Pero hay que tomar en consideración que los bienes no siempre aceptan la posibilidad de dividirse como ocurre con la maquinaria o los vehículos; por ejemplo para repartirse un coche… no se puede llevar uno de los copropietarios las llantas y el otro el volante y los asientos y si hay algún otro copropietario tampoco podrá llevarse el motor. De tal manera que si se trata de un bien que no se puede dividir nos encontramos ante una situación en la que quizá uno de los copropietarios desea vender el bien y repartir el dinero que se obtenga por la venta entre los copropietarios y quizá alguno de los demás copropietarios no esté de acuerdo, y él no quiera vender el bien.

Y qué hacer si se trata de un departamento y son 3 o 4 copropietarios, en algunas ocasiones coherederos, que no pueden vivir conjuntamente puesto que cada uno tiene a su propia familia, y muchas veces sólo uno de ellos ocupa el bien sin pagar renta a los demás, de tal manera que habrá necesidad de acudir a un juicio denominado División de la Cosa Común, mediante el cual, un Juez en materia Civil deberá de auxiliarse de un Ingeniero o de algún Arquitecto, denominado perito partidor, para que éste indique si es posible partir el bien en partes iguales para cada uno de los copropietarios y entregarle así su parte que le corresponda a cada cual.

O dicho perito nos dirá si lo procedente es vender el inmueble y entregarle a cada uno de los copropietarios la parte que le corresponde en dinero, y es que aquí aplica la máxima jurídica qué dice: nadie puede estar obligado a la indivisión.

juez 2

De este modo debemos entender que la ley prevé que para evitar problemas es mejor dividir los bienes y darle a cada quien la parte que le corresponde y de esta manera evitar problemas futuros, ya que lo de menos es que los copropietarios no se pongan de acuerdo en quién va a pagar los impuestos, o en cómo van a bardear un bien, incluso en acordar a quién le corresponde el uso de una parte o de otra de un inmueble.

Pero el problema mayor vendrá cuando alguno de ellos en forma violenta o sin acudir a los medios legales correspondientes intenté de facto realizar acciones o tomar decisiones por sí mismo para llevar a cabo modificaciones en el inmueble partiéndolo, construyendo bardas y cimentaciones, modificando la morfología del inmueble, o del bien material del que se trate, de tal modo que surgirán inevitablemente diversos problemas.

Mi recomendación para usted, amable lector, es que evite problemas futuros tratando de no adquirir bienes en copropiedad y en caso de que le toque una herencia o una donación y tenga que ser copropietario, no le quedará más que buscar la opción de tratar de llegar a un convenio o acuerdo con sus copropietarios para dividir el bien, o en su caso llevar a cabo el Juicio de División de Cosa Común del que ya hemos hablado.

Ah, y si es Usted él que va a dejar una herencia… es preferible hacerlo mediante legados con los cuales se dejan bienes específicos a cada uno de los legatarios y no dejar a varios hijos como coherederos de un mismo bien; incluso en los testamentos se puede señalar que el bien que se deja a varios hijos se deberá vender y repartir en partes iguales el monto que se obtenga por la venta del mismo y de esa manera evitar problemas futuros para los herederos.

Lic. Juan Carlos Cárdenas Domínguez Licenciado en Derecho egresado de la UNAM, especialista en las materias del Derecho Civil y Familiar, ha sido Procurador de la Defensa del Menor y la Familia del DIF, ponente en los Congresos Mundiales de Derecho de Familia, Profesor de las materias de Derecho Familiar, Sucesiones y Derecho Procesal Civil. Se ha dedicado a difundir el conocimiento del derecho a través de diversos programas de radio y televisión. Ha sido Abogado litigante durante 20 años, es fundador del Despacho de Abogados: “Jurídico Express” y colaborador de REPORTE. (E mail: lic.cardenas.abogado@hotmail.com)46-15-58-16    Es especialista en cuestiones de Derecho Civil, cuyas ramas abarcan todo lo relacionado con los intestados.

 

Acerca del autor

Redacción

Somos un grupo de profesionales de la información y comunicación radiofónica y televisiva y ésta es nuestra ventana para expresar con libertad y responsabilidad puntos de vista sobre el acontecer nacional.

Su dirección de correo no será publicada, revise los campos marcados*