Este fin de semana concluye una edición más del Giro de Italia 2020, y dará el último banderazo en medio de incidentes y polémicas como dio inicio en el año del coronavirus.

Y es que la justa internacional, una de las más importantes del año internacional para el ciclismo, ha debido afrontar no solo el cambio de fecha por el brote de Covid-19, sino brote de contagios en la segunda parte de la competencia, y la llegada de una segunda oleada del virus en Europa.

Restan solo 2 días para que la caravana arribe a Milán, y entre lo ocurrido el viernes destacan  un caso  de dopaje y ciclistas que se negaron a recorrer todo el trayecto de la antepenúltima etapa.

El caso de dopaje recayó en el ciclista Matteo Spreafico del equipo Vini Zabù, siendo expulsado de la competencia tras haber dado positivo por ostarina, que maximiza la fuerza y se emplea en el mundo del fisicoculturismo, luego de 2 pruebas antidopaje en las etapas 12 y 13.

Spreafico es a sus 27 años  de edad, el primer dopado durante el Giro italiano en los últimos 5 años.

Al mismo tiempo, la etapa 19 fue una pachanga luego de que los participantes que debían recorrer 258 kilómetros entre Morbegno y Asti, optaron por negarse a completar la distancia debido a las duras condiciones climatológicas marcadas por un fuerte frío.

Los ciclistas solo recorrerían 150 kilómetros para luego cubrir el resto en los coches de sus respectivos equipos, en una etapa que también se vio afectada por una fuerte lluvia.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here