El presidente brasileño Jair Bolsonaro anunció que se llevará a cabo un encuentro entre presidentes de los países amazónicos el 6 de septiembre en la ciudad colombiana de Leticia, ubicada en los límites de ese país con Brasil y Perú y contaría con la participación de los presidentes de todos los países amazónicos, “excepto el de Venezuela”.

Durante una breve conferencia de prensa junto a su homólogo chileno, Sebastián  Piñera, el mandatario brasileño ratificó que sólo aceptará la ayuda de 20 millones de dólares ofrecida por el G7 si el presidente de Francia, Emmanuel Macron, se retracta de los “insultos” que en su opinión, le ha dirigido en medio de la guerra verbal que mantienen desde que se multiplicaron los incendios forestales en la Amazonía.

Según el ultraderechista, Macron quiso minimizar la soberanía que Brasil tiene sobre la mayor parte de la región amazónica, y ofendió al Presidente de Brasil, “que ha sido democráticamente electo”, lo que según Bolsonaro, “despertó el sentimiento patriótico del pueblo brasileño y de otros países parte de la región amazónica”.

Por su parte, el chileno Piñera aludió a la propuesta de Macron de someter a la Amazonía a una suerte de gestión internacional y consideró que la ayuda que pueda prestar la comunidad internacional para combatir los incendios debe ser agradecida, siempre y cuando se ofrezca con respeto a la soberanía de los países de la región.

El mandatario andino llegó a Brasilia procedente de Francia donde asistió a la reunión del Grupo de los 7 países más desarrollados en calidad de invitado, y agregó que “los demás países del mundo quieren colaborar y aportar para proteger mejor a la Amazonía”, pero deben hacerlo con “pleno respeto” a los Gobiernos de la Amazonía.

El presidente de Brasil firmó un decreto que prohíbe temporalmente las quemas en el país con el propósito de detener la propagación de nuevos focos de incendios forestales en el Amazonas.

La medida, publicada hoy en el Diario Oficial, regirá en todo el territorio nacional durante los próximos 60 días. Sin embargo, todavía admite algunas excepciones.

 

Se trata de las quemas controladas, necesarias en las prácticas agrícolas y forestales, siempre que se justifique su uso y que haya autorización previa por parte de los correspondientes organismos de control.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here