La Confederación Patronal de la República Mexica reconoció la decisión de los jueces Juan Pablo Gómez Fierro y Rodrigo de la Peza, de suspender de manera provisional y con efectos generales los artículos 51, 57, 59,
cuarto y sexto transitorio de la Ley de Hidrocarburos, en respuesta a los amparos solicitados por empresas que se verían afectadas por la reforma que entró en vigor el pasado 5 de mayo.

La patronal apunta que durante la etapa de análisis y discusión de la Ley de Hidrocarburos, advirtió que una vez entrara en vigor, generaría amparos de las empresas del sector, ya que las reformas son anticonstitucionales,
afectan la libre competencia y concurrencia en el mercado mexicano y representan una afectación al Tratado México, Estados Unidos y Canadá, en el que se privilegia la libertad de mercado.

Las reformas aprobadas y publicadas en el Diario Oficial de la Federación el 4 de mayo pasado, facultan a la Secretaría de Energía y a la Comisión Reguladora de Energía para suspender permisos en
materia de hidrocarburos y petrolíferos, aunque no define los criterios que se habrán de seguir para la toma de estas decisiones.

Por lo anterior y frente a acciones contempladas en la legislación como la revocación de permisos previamente expedidos a las empresas, que no sólo afectan la libre competencia, sino que desincentivan las inversiones y dañan la economía del consumidor final, Cooarmex considera que la resolución de los jueces es acertada, respeta la Constitución y protege la libre competencia y concurrencia.

Agrega que está convencida que se debe trabajar para que Pemex sea una empresa rentable, aunque difieren en que para lograrlo, se sacrifique la
competitividad, otorgándole a la Empresa Productiva del Estado el control de la venta de hidrocarburos y limitando o eliminando la participación privada en el mercado, participación que significa mejores precios y más opciones de elección para los
consumidores.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here