Una mayoría de los magistrados del Tribunal Superior de Justicia de Brasil, tres de los cinco que votaron hasta el momento, optó por reducir la condena del expresidente Luiz Inacio Lula da Silva, de los 12 años y 11 meses que purga actualmente a 8 años, 10 meses y 20 días de cárcel.

El juez Felix Fischer, relator del caso de Lula en el tribunal, decidió por rebajar la condena de Lula a cinco años, seis meses y 20 días por delitos de corrupción pasiva y a tres años y cuatro meses por blanqueo de dinero; los magistrados Jorge Mussi y Reynaldo Soares votaron en el mismo sentido, según la retransmisión en directo ofrecida por el TSJ en su canal de YouTube.

​El expresidente brasileño está preso en la Superintendencia de la Policía Federal de Curitiba (sur de Brasil) desde el 7 de abril de 2018, cumpliendo una condena por corrupción pasiva y blanqueo de dinero.

El caso se refiere a la entrega a Lula por parte de la constructora OAS, una de las contratistas de la empresa semiestatal Petrobras, de un apartamento triplex en Guarujá (costa de São Paulo, sureste), que según la Justicia sería un agradecimiento por los favores prestados por el expresidente dentro de la trama corrupta de la petrolera.

Inicialmente, el líder del Partido de los Trabajadores fue condenado por el juez de primera instancia Sergio Moro a nueve años y seis meses de cárcel, aunque posteriormente la corte de apelación (el Tribunal Regional Federal de la 4ª Región) aumentó la pena hasta 12 años y 11 meses.

La decisión no es definitiva y los abogados de Lula pueden seguir recurriendo al Supremo Tribunal Federal, máximo órgano judicial del país.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here