La situación en el medio oriente se ha vuelto cada vez más tensa luego de que misiles lanzados por Estados Unidos en Irak provocaron la muerte de altos cargos iraníes que se trasladaban en convoy cerca de la terminal de carga aérea del aeropuerto internacional de Bagdad.

Entre las víctimas está Qassem Soleimani, comandante de la Fuerza Quds, unidad de élite del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica, y el pentágono afirmó que los ataques fueron dirigidos hacia objetivos vinculados con Irán.

El canciller iraní, Mohammad Javad Zarif, publicó en su cuenta deTwitter  que el ataque realizado por Washington el jueves en Bagdad es “un acto de terrorismo internacional” y agregó que el hecho es “ extremadamente peligroso y una escalada absurda”.

Añadió que “Estados Unidos es responsable de todas las consecuencias de su aventurismo descarado”.

Por su parte, y en un comunicado, el Departamento de Defensa estadounidense aseguró que “bajo la dirección del presidente, el Ejército de Estados Unidos ha tomado medidas defensivas decisivas para proteger al personal en el extranjero, matando a Qassem Soleimani, jefe de la Fuerza Quds de la Guardia Revolucionaria iraní, designada por Estados Unidos como una organización terrorista extranjera”.

El Pentágono afirma que “el ataque tenía como objetivo disuadir futuros planes de ataque iraníes”, y acusa a Soleimani de “desarrollar activamente planes para atacar a los diplomáticos y miembros del servicio estadounidenses en Irak y en toda la región”. “EE.UU. continuará tomando todas las medidas necesarias para proteger a su gente y a sus intereses en cualquier parte del mundo”, afirmaron desde el Departamento

foto: Prensa Libre

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here