El nuevo ataque verbal del presidente estadounidense, Donald Trump, contra el alcalde de Londres, Sadiq Khan, al que calificó de “desgracia nacional” tras la muerte de tres jóvenes en la “City” ha tensado la relación con el Partido Laborista británico.

Trump expresó lo anterior en su cuenta de Twitter, donde al parecer él sí puede ofender a las personas de manera impune, al compartir el mensaje de Katie Hopkins, columnista inglés que culpa a Khan de la violencia callejera registrada en las últimas horas en Londres.

En otro tuit, Trump escribió: “Es una desgracia nacional que está destruyendo la ciudad de Londres”, por lo que el líder del Partido Laborista, Jeremy Corbyn, consideró como “absolutamente terrible” que Trump “use la tragedia del asesinato de personas para atacar al alcalde de Londres” y dijo que Khan “está haciendo lo correcto al apoyar a la Policía en el ejercicio de su trabajo”.

Hopkins y Trump “buscan dividir en un momento en que debemos unirnos”, afirmó Corbyn, en tanto que un vocero de Khan, primer alcalde musulmán de la capital británica, dijo que “sus pensamientos están con las familias” de los fallecidos y “no va a malgastar su tiempo respondiendo a tuits de este tipo”.

El magnate norteamericano que ocupa hoy la Casa Blanca ha insultado en varias ocasiones al alcalde londinense, quien ha  respondido a los ataques divisorios  opinando que no debería recibírsele con honores de Estado en el Reino Unido.

Las reglas de Twitter no aplican para el presidente de los Estados Unidos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here