Un ciudadano belga descubrió que el cuadro que compró por mera casualidad hace una década, tiene un valor que jamás habría imaginado a la hora de adquirirlo.

El sujeto, llamado por medios belgas para identificarlo con el sobrenombre de ‘Monsieur Jo’, adquirió la obra de arte en la comuna de Herstal, en la provincia belga de Liège, por 500 euros.

Siendo un comerciante adinerado, entabló una conversación espontánea con un desconocido que le cayó bien y a quien decidió ayudar a pagar las deudas, aceptando la petición del hombre de comprarle un cuadro que tenía un retrato de Jesús.

Pasado el tiempo, ‘Monsieur Jo’ fue con expertos en arte para buscar un mejor análisis y evaluación de su compra y se enteró de que el cuadro por el que pagó 500 euros podría tener un valor superior a 30 millones de euros.

El lienzo presenta características típicas de Rembrandt, y un miembro de la Cámara de expertos en arte de Bélgica lo describió como una “obra excepcional”.

El afortunado propietario del cuadro decidió ponerlo a la venta e invertir las ganancias en su club de fútbol favorito.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here