El gobierno de Estados Unidos reconoce el trabajo “sin precedentes” de su contraparte de México en materia de migración sin documentos, pero advirtió que “necesita hacer más, y el comisionado de Aduanas y Protección Fronteriza, Mark Morgan, adelantó en conferencia de prensa en la Casa Blanca, que el vicepresidente Mike Pence se reunirá con funcionarios del vecino país del sur.

Morgan señaló que se tendrá un diálogo exacto, se hablará de lo que ha sido hecho, de lo que necesita ser hecho y son negociaciones en curso.

El funcionario enumeró que 10 mil elementos de la Guardia Nacional de México se encuentran en la frontera mexicana con Guatemala y 15 mil más en la norteña, y México junto con los países del Triángulo Norte “se han vuelto verdaderos socios por vez primera”.

Apuntó que no es un problema solo de Estados Unidos sino una crisis regional que necesita apoyo y soluciones regionales, por lo que se necesita de coordinación continua, cooperación y esfuerzo

Añadió que gracias a los Protocolos de Protección de Migrantes decenas de miles de migrantes que cruzan sin documentos a Estados Unidos aguardan en México, con la adecuada protección humanitaria, el fin de sus trámites migratorios.

Cifras hasta el pasado 1 de septiembre por parte de la oficina a su cargo señalan que regresó a México a 42 mil migrantes, además de las 134 mil detenciones que ha hecho en lo que va del año, en contraste con las 83 mil de 2018.

Sin embargo, y pese a los resultados, Morgan dijo que México necesita seguir trabajando con las agencias estadounidenses de inteligencia y compartir información, así como desarrollar acciones en localidades estratégicas en su propio territorio, además de que la Guardia Nacional se mantengan en sus objetivos y tareas.

Sobre el muro en la frontera, Morgan subrayó que se trata de un sistema fronterizo, del cual junto con ingenieros del Ejército estadounidense se han erigido unos 105 kilómetros, y que gracias a los 3 mil 600 millones de dólares provenientes del gasto militar, se tiene el objetivo de levantar de 724 a 800 kilómetros de muro para el fin de 2020.

Agregó Morgan que el muro es necesario para la seguridad de la frontera sur, alcanzada con un enfoque de infraestructura, tecnología y personal, y en cuanto a quien paga el muro subrayó que a él como comisionado de Aduanas y Protección Fronteriza no le importa. Es una cuestión política. Es un asunto que deben decidir los políticos. (con información de Notimex)

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here