Luego de que The Wall Street Journal revelara que espías israelíes contratados por la empresa Oro Negro grabaron en 2017 a un funcionario de Pemex Perforación y Servicios hablando de sobornos en la empresa productiva del Estado, Pedro Joaquín Coldwell, ex secretario de Energía, negó tener participación durante la adjudicación de contratos de servicios llevados a cabo en Pemex, o haber cometido actos de corrupción en su gestión.

En una misiva dirigida a los medios de comunicación, dijo que “como Secretario de Energía en el período 2012- 2018 nunca tuve injerencia alguna en la adjudicación de contratos de servicios o de arrendamientos llevados a cabo por Pemex, ni contaba con facultades legales para ello, ni tampoco recomendé jamás a funcionarios de Pemex beneficiar o perjudicar a empresa alguna”.

Asimismo, en un reportaje de Univisión la demanda involucra en las peticiones de sobornos al ex director de Pemex, Emilio Lozoya, y a Joaquín Coldwell.

El texto del exfuncionario federal dice que “en cuanto a estar relacionados con supuestos sobornos, es un señalamiento que rechazo categóricamente. A lo largo de mis cargos públicos como Gobernador de Q. Roo, Director General de Fonatur, Secretario de Turismo y Secretario de Energía, jamás participé de actos deshonestos ni incurrí en corruptelas. Empresarios, profesionistas y exservidores públicos pueden dar cuenta de ello”.

Explica que durante su gestión en la dependencia federal participó con la Secretaría de Hacienda y la Comisión Nacional de Hidrocarburos en el diseño y la implementación de licitaciones de contratos de exploración y producción petrolera y los llamados farmouts, y que “ninguna de estas licitaciones fue objeto de impugnación de los participantes, ni observaciones de las contralorías competentes.

Además, negó haber tenido relación con las grabaciones dadas a conocer por The Wall Street Journal, el vienes pasado, apuntando que “nunca he tenido relación con la persona que en las grabaciones le atribuyen los señalamientos relativos a mí”.

Dijo deplorar “que se trate de desviar la atención de la opinión pública de un caso como el de Oro Negro ya judicializado por la Procuraduría de Justicia de la Ciudad de México, con este tipo de subterfugios y señalamientos difamatorios a mi persona”,   y añadió que está a disposición de aclarar cualquier situación ante las autoridades competentes y dijo estar “en absoluta disponibilidad para aclarar cualquier circunstancia relacionada con el caso mencionado que me requieran las autoridades competentes”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here