El ministro de Defensa de Eslovaquia dio a conocer que su país será el primero en realizarle a toda su población, pruebas rápidas de Covid-19 para detectar y aislar el virus.

El funcionario gubernamental señaló al finalizar un consejo de ministros extraordinario en Bratislava, capital del país, que el operativo para testear a 5,5 millones de habitantes “estará a cargo de las Fuerzas Armadas”.

Eslovaquia registra 292 contagios acumulados en los últimos catorce días sobre 100 mil habitantes, y contabiliza 28 mil 268 casos desde el inicio de la pandemia, en la que han fallecido 82 personas.

El ministro precisó que se movilizarán 8 mil efectivos hasta el fin de semana del 31 de octubre y 1 de noviembre, cuando la población sea llamada para para hacerse la prueba de antígenos en el colegio electoral donde acude a votar, en un país como Eslovaquia que tiene unos 6mil colegios electorales.

En cada uno habrá un equipo de militares, sanitarios y personal civil para recoger las pruebas y coordinar el proceso. Quedarán exentos del test los menores de 10 años, y aunque las pruebas rápidas son menos precisas que las pruebas PCR, el resultado está disponible en unos pocos minutos.

Según el primer ministro, Igor Matovic, que prefiere una prueba voluntaria, aunque no se descarta que finalmente sea obligatoria, “para que tengamos éxito, será necesario que vaya el máximo número de gente”. agregó que “no tenemos aún respuesta definitiva sobre si será o no voluntario y sobre los incentivos y desincentivos para acudir al test”.

Matovic finalizó diciendo que los ciudadanos acudirían a los centros para las pruebas de forma escalonada para evitar aglomeraciones, pero ni él ni ningún miembro de su Ejecutivo de coalición han dado detalles sobre cómo se realizará el operativo. Lo que se confirmó es que habrá una primera prueba experimental en 4o localidades del país afectadas por la pandemia el próximo fin de semana, mientras que el resto de la población tendría que hacerse el test el fin de semana del 31 de octubre y 1 de noviembre.

El primer ministro informó que los planes y compras de material donde han encargado 13 millones de test de antígenos, han estado bajo secreto hasta garantizar la posesión de lo necesario para las pruebas. (Efe)

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here