En tiempos de coronavirus, el arzobispo de París, monseñor Michel Aupetit,  hizo saber a los sacerdotes algunas recomendaciones para evitar la propagación del covid-19, durante los servicios religiosos.

El prelado exhortó a los sacerdotes en un comunicado oficial que ante el brote del virus que se vive en Francia, respeten  y sigan las recomendaciones “para contribuir a la lucha contra la epidemia y seguir las últimas recomendaciones”  difundidas por el Ministerio de Sanidad francés.

El arzobispo llamó a los clérigos a pedir a los fieles a ofrecer la comunión por intinción, es decir, que remojen la hostia en el vino en lugar de beber del cáliz.

Además, ha pedido “no intercambiar apretones de manos en señal de paz durante las misas”, así como vaciar las fuentes de agua bendita de las iglesias.

Otras medida anunciada es ofrecer la comunión solo en las manos y no darla en la boca.

Asimismo se dio a conocer que el sacerdote de la diócesis de París, infectado por el virus a su regreso de Italia a mediados de febrero, fue atendido en un hospital  parisino y su estado de salud se considera “muy tranquilizador”

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here