Con el análisis de las experiencias en el uso de los servicios de telecomunicaciones y radiodifusión de más de 5 mil personas en todo el país, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y la Organización de los Estados Americanos dieron a conocer los resultados de las mesas de trabajo sobre ciberseguridad, que se llevaron a cabo los días 28 y 30 de enero y el 1° de febrero de 2019.

El estudio titulado “Hábitos de los usuarios en ciberseguridad en México 2019”,  identifica como uno de los mayores problemas el acceso libre de menores de edad a la tecnología y se subraya la necesidad de incrementar la vigilancia de los adultos sobre los hábitos de navegación en Internet y el uso que se da a dispositivos tecnológicos.

Sólo 45% de los adultos dijo vigilar la navegación de sus hijos en Internet, y el 37% aceptó entregar dispositivos electrónicos a menores de edad para entretenerlos, “sin reparar en el contenido que visitan o las personas con las que se relacionan”.

La exposición de menores a contenidos no adecuados para su edad puede afectar su crecimiento y relacionamiento social, por lo es muy importante vigilar su acceso a Internet e impulsar programas de concientización con infantes y familiares para identificar de forma oportuna los riesgos de la navegación sin vigilancia en Internet.

El estudio reveló que “la mayoría de los participantes no tiene una conciencia clara de la importancia de la privacidad en el uso de las redes sociales y el acceso a Internet”. De hecho, 27% de los participantes dijo haber sufrido robo de identidad en medios digitales.

En cuanto al uso del correo electrónico, herramienta empleada por el 37% de los participantes, se registró un gran interés por conocer las características de los correos malintencionados, pues un 21% de los adultos aceptó haber sido víctima de fraudes financieros a través de medios digitales.

Más aún, se comprobó que es importante reforzar la seguridad al usar dispositivos móviles, pues más del 42% de los participantes indicó no leer los permisos solicitados por las aplicaciones antes de instalarlas, preocupante pues, aplicaciones aparentemente oficiales o no maliciosas, pueden ser mecanismos de robo de información, y dado que los teléfonos móviles ahora sustituyen en gran medida a la computadora, esto representa un grave riesgo.

El estudio hace notar que en general, existe poco cuidado al hacer uso de redes de WiFi abiertas y accesibles en lugares públicos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here