Ante la nota de carácter preventivo que emitieron la Agencia de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de ese país, para advertir a su población por un brote de Salmonella Uganda, el Senasica indicó que es prematuro señalar a la papaya mexicana como la fuente de contaminación.

El organismo de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural indicó que en tanto no concluya la investigación y se realice el aislamiento de la batería involucrada, no se puede afirmar que la papaya de importación es la responsable del brote.

La dependencia estadounidense notificó al Senasica que se han registrado 62 casos de infección por la bacteria Salmonella Uganda, en Connecticut, Florida, Massachusetts, Nueva Jersey, Nueva York, Pensilvania, Rhode Island y Texas.

Con base en la información con que cuenta el Centro Nacional de Referencia de Plaguicidas y Contaminantes del Senasica, no existe ningún aislamiento de Salmonella Uganda en papaya, y se tiene conocimiento de que esta cepa ha sido relacionada únicamente con alimentos procesados de origen animal.

La dependencia de la Sader solicitó a la Agencia norteamericana la evidencia científica necesaria para dar seguimiento al caso, en espera de que concluya su investigación y que de manera contundente determinen el vehículo por el cual han sido infectadas las personas que enfermaron.

Las autoridades de Salud estadounidenses investigan el brote de infección por la bacteria ‘salmonella uganda’, vinculada con papayas frescas importadas de México.

Según informa el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades, 62 personas se enfermaron entre el 14 de enero y el 8 de junio, y la mayoría de los casos fueron reportados a partir de abril. Al menos 23 personas fueron hospitalizadas, pero no hubo casos mortales.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here