El argentino Adolfo Pérez Esquivel, Premio Nobel de la Paz 1980, propuso de nueva cuenta al depuesto presidente boliviano, Evo Morales, para obtener este año de parte del Comité Nobel de Noruega la distinción que el recibió hace 4 décadas

Pérez Esquivel defensor de derechos humanos, explica en una misiva al Comité, que proponía el premio para “un líder social, primer presidente indígena de América Latina, que logró implementar programas exitosos de lucha contra la pobreza, contra la desigualdad y por la paz”.

Menciona que “el modelo de país con igualdad, justicia social y soberanía que lideró Evo debe ser reconocido internacionalmente”.

El comité noruego acepta propuestas antes del 31 de enero presentadas y lo pueden hacer parlamentarios y ministros de todos los países, exgaladornados, algunos profesores universitarios o miembros actuales o pasados del comité, entre otros.

El argentino, galardonado por su labor en favor de los derechos civiles y la defensa de la vida ante los crímenes cometidos durante la última dictadura argentina encabezada por Jorge Videla entre1976 y 1983, ya propuso a Morales para el Nobel de la Paz en 2007 y 2010.

Agregó que “Evo también es un símbolo de resistencia contra la nueva Operación Cóndor, que hoy realiza golpes militares, mediáticos y judiciales para proscribir partidos políticos y candidatos que logran alta intención de voto porque implementan políticas soberanas a favor del pueblo”

Pérez Esquivel recordó así la coordinación represiva entre gobiernos militares de Sudamérica en la década de 1970, conocida en su momento como Operación Cóndor.

Evo Morales renunció el 10 de noviembre tras perder el apoyo de los militares y en medio de protestas sociales, en lo que se consideró un golpe de estado. exiliado en argentina, Morales se postuló como senador, pero su candidatura fue rechazada por el Tribunal Supremo Electoral.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here