En una carta dirigida al presidente Andrés Manuel López Obrador, los gobernadores agrupados en la opositora Alianza Federalista, aseguran que desde el inicio de la pandemia provocada por el Covid-19, han desplegado el mayor de los esfuerzos para contener la expansión de contagios, cuidar salud y vida de las personas y aminorar el impacto económico y social de esta enfermedad.

Dicen que el Gobierno Federal ha contado con su ellos para hacer cumplir las disposiciones de la autoridad sanitaria, y tomaron la iniciativa desde que se declaró la emergencia sanitaria, asumiendo su responsabilidad sin mezquindad sesgo ideológico o político, ofreciendo información, atención y cuidados a los ciudadanos, incluso en sustitución de la Federación y en condiciones económicas y presupuestales adversas.

Se refieren a la producción de la vacuna como buena noticia para la humanidad, para recuperar gradualmente nuestra normalidad, si su aplicación se realiza en condiciones justas, equitativas y responsables, por lo que inmunizar a la población es un deber público que no se debe subordinar a intereses políticos o de coyuntura.

Señalan que el Gobierno Federal ha decidido centralizar la compra y distribución de la vacuna, decisión que no comparten, pero que están listos para coordinar sus capacidades para garantizar acceso universal y no discriminatorio de la vacuna, pero advierten que no aceptarán que no se les informe con claridad cuándo y en qué condiciones tendrán acceso a la vacuna.

Dicen los integrantes de la Alianza que la vacuna no admite descalificaciones ni el vano y simplista recurso a la politiquería con el que el presidente responde a la genuina preocupación social. Nadie pretende politizar la enfermedad y mucho menos su cura.

Apuntan que tampoco aceptam que las personas de sus estados tengan que esperar más de 18 meses para ser vacunados, por lo que piden una estrategia nacional eficaz, incluyente y cooperativa, convocandose al Consejo de Salubridad General para normar, coordinar y ejecutar las acciones pertinentes para superar una enfermedad de esta naturaleza.

Plantean que dicho Consejo establezca el cronograma, fases por población objetivo de aplicación, criterios de distribución y reparto, protocolos para la conservación en frío, medidas para prevenir especulación, captura o uso clientelar o electoral de la vacuna, así como formas y modalidades de participación de los gobiernos locales y el sector privado. decidiendo con transparencia y objetividad cómo y cuándo llegará la vacuna a cada mexicano.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here