En medio de la crisis de gobierno en la que la administración cumple hoy un mes trabajando parcialmente, el presidente Donald Trump mantiene su idea de dar el discurso del estado de la Unión el 29 de enero, pese a que los demócratas le han pedido que se postergue.

Trump propuso hace unos días acabar con cierre colocando como moneda de cambio la operación de las agencias afectadas contra los 5 mil 700 millones de dólares que quiere para su muro en la frontera con México.

Desde el 22 de diciembre, varias agencias del gobierno operan a medio gas y 800 mil empleados federales no están recibiendo sus sueldos.

El líder de la mayoría del Senado,  el republicano Mitch McConnell, dijo que la cámara alta votará el plan de Trump esta semana pero que había dudas de que se apruebe, toda vez que ya fue rechazado por los líderes demócratas de la Cámara de Representantes.

La presidenta de la cámara baja, Nancy Pelosi, sugirió a Trump postergar el discurso del Estado de la Unión, que se pronuncia ante la Cámara de Representantes, ya que la demócrata adujo dudas sobre la seguridad del evento dado que falta personal insuficiente por la paralización del gobierno.

Un funcionario dijo que la Casa Blanca envió una solicitud para proceder con los planes del discurso, y se adelanta que esto ocasionará más choques entre Trump y Pelosi, días después de que el mandatario le negó el uso de un avión militar para ir a un viaje al extranjero horas antes de su salida.

Un asesor demócrata de la Cámara de Representantes, hablando a condición de anonimato, señaló que la Casa Blanca no había respondido una carta de Pelosi en la que legisladora pidió que se postergara el discurso.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here