El Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales ordenó a la Secretaría de Educación Pública dar a conocer la cantidad de recursos invertidos en las 100 Universidades para el Bienestar “Benito Juárez García”, el costo de su funcionamiento y la ubicación de cada plantel.

Además, debe especificar si los recursos ya estaban asignados al Presupuesto de Egresos de la Federación 2019, si las Universidades ya están en funcionamiento y, de ser el caso, la fecha en que comenzaron a operar, el número de alumnos inscritos, las cuotas establecidas y el listado de carreras impartidas.

Al presentar el caso ante el Pleno, el Comisionado Joel Salas Suárez señaló que el propósito del Programa Universidades para el Bienestar “Benito Juárez García” es que cada vez más jóvenes tengan la oportunidad de acceder a la educación superior, para lo cual se le asignó un presupuesto de mil millones de pesos, en el ejercicio fiscal 2019, y de 987 millones 413 mil 194 pesos, en 2020.

Sin embargo, actualmente las Universidades no cuentan con reglas de operación y ello dificultará procesos reales de transparencia y rendición de cuentas, por tanto, consideró conveniente sumarlas al régimen de transparencia previsto en el Artículo 36 del Presupuesto de Egresos de la Federación, el cual establece que las instituciones públicas de educación superior estarán obligadas de manera permanente a transparentar información relacionada con los programas, proyectos y montos autorizados, o emitir normas específicas.

En respuesta al particular interesado en conocer la información, la SEP señaló que no cuenta con documento alguno para atender lo requerido. Precisó que existe un organismo público creado por decreto, denominado Organismo Coordinador de las Universidades para el Bienestar Benito Juárez García, al cual le transfirió los recursos asignados para este ejercicio fiscal y, por tanto, es el responsable de rendir cuentas. Inconforme, el solicitante presentó un recurso de revisión ante el INAI.

En alegatos, la dependencia orientó al particular a presentar su solicitud ante el Organismo Coordinador de las Universidades para el Bienestar.  Sin embargo, en el análisis del caso, se advirtió que la SEP no llevó a cabo la búsqueda de información en todas sus unidades administrativas competentes,  A su vez, se determinó que el criterio para buscar información en las Subsecretaría de Educación Superior y en la Dirección General de Educación Superior fue restrictivo.

Por lo expuesto, el Pleno del INAI revocó la respuesta de la SEP y le instruyó hacer una búsqueda exhaustiva en todas sus unidades administrativas competentes, entre las que no podrá omitir a las antes señaladas, a fin de proporcionar al particular la información de su interés.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here