El presidente norteamericano Donald Trump habló esta mañana de lunes sobre los hechos violentos ocurridos el fin de semana en Estados Unidos y recordó que decenas de personas en El Paso murieron por un hombre malvado que acudió a una tienda de Walla Mart que mató a 20 personas, y en Dayton otro monstruo abrió fuego en una calle del centro asesinando a 9 personas incluida su hermana, señalando que se trata de un asalto a las comunidades, el país y la humanidad

Señaló que angustia y da asco la malicia el derramamiento de sangre y el terror, y que Estadios Unidos llora, abrazando a quienes sufren por lo ocurrido, a quienes ofreció actuar con denuedo.

Trump asegura que habló con los gobernadores de Texas y Ohio, y con el alcalde de El paso, a quienes expresó su apoyo sin condiciones, al tiempo que dijo que envió sus condolencias al presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador  y a los mexicanos por la pérdida de personas en El Paso.

El mandatario dijo que el asesino de El Paso subió un manifiesto lleno de odio que se debe condenar así como la supremacía blanca, pues el odio no tiene lugar en Estados Unidos: trastorna la mente y devora el ama.

Dijo que pidió al FBI que identifique y coarte todos los crímenes de odio y el terrorismo doméstico, así como arrojar luz sobre los resquicios mas oscuros en detectar y detener los homicidios en masa.

Pidió buscar soluciones bipartidistas para hacer al país más seguro y mejor para todos, así como llevar a cabo un mejor trabajo de identificación de signos para detectar a los asesinos antes de que ataquen, trabajando con agencia locales y estatales

Recordó que en la masacre de Parkland hubo indicios y nadie y hizo nada, y que entre las medidas a tomar se deben atacar los videos violentos en una cultura que celebra la violencia. Habló también de renovar leyes de salud mental para ubicar a individuos perturbados que reciban tratamientos y prisión preventivas, y asegurarse quequienes presentan un peligro, no tengan acceso a armas de fuego y si las tienen que se las quiten.

Más aún, Trump habló de impulsar en el Congreso una legislación para que quienes hagan crímenes de odio revivan pena de muerte rápida y expedita, amén de comparar ideas que funcionen, y probar que demócratas y republicanos pueden unirse para enfrentar esta plaga.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here