El presidente estadounidense, Donald Trump se defendió de las nuevas acusaciones de racismo derivadas de tras una serie de tuits atacando a un legislador negro y a la ciudad de Baltimore.

para la oposición demócrata, se trata de una “campaña de odio”, a lo que Trump respondió para no varias vía Twitter que “siempre juegan la carta del racismo, cuando en realidad ellos hicieron muy poco por los formidables afroestadounidenses de nuestro país”.

El magnate agredió verbalmente el sábado a Elijah Cummings, diputado de Maryland cuya circunscripción abarca parte de Baltimore, ciudad industrial de población mayoritariamente negra, y que vive problemas sociales como la droga y la violencia.

según Trump, “el distrito de Cumming es un desastre asqueroso, infestado de ratas y roedores”, escribió el mandatario. “Ningún ser humano querría vivir allí”, a lo que la presidenta demócrata de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, nacida en Baltimore aunque electa por California, tachó de dichos “racistas” del presidente.

De acuerdo con Trump, “que alguien explique a Nancy Pelosi, recientemente calificada de racista por algunos de su propio partido, que no hay nada malo en destacar lo evidente: el representante Elijah Cummings hizo un muy mal trabajo por su distrito y la ciudad de Baltimore”

Ante las críticas demócratas, hubo por supuesto comentarios de los republicanos, como el del director de gabinete de la Casa Blanca Mick Mulvaney, qui9en declaró al canal del presidente. Fox News, que “el presidente tiene razón al decir que esto nada tiene que ver con la raza”, en tanto que el legislador por Texas Will Hurd declaró a la cadena ABC que él “no hubiera tuiteado de esa manera”.

En cambio, el alcalde de Nueva York Bill de Blasio, dijo que el presidente está intentando una “maniobra de diversión” para “desenfocar a la gente de la realidad del país”.

Más aún, el expresidente Barack Obama expresó en  Twitter una columna de opinión de 149 integrantes negros de su gobierno preocupados por la retórica de Trump y el “aumento del racismo” en el país, y dijo que está “orgulloso de la manera en que continúan luchando por un mejor Estados Unidos”, siendo el primer presidente negro de la historia del país.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here