La crisis de las policías en Estados Unidos luego de los hechos de Mineápolis donde un policía blanco provocó la muerte del afroamericano, llevó al estado de Nueva York a adoptar  un paquete de medidas dñ on el fin de terminar con la violencia policial contra los negros.

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, dio a conocer este viernes  10  leyes aprobadas por el legislativo estatal controlado por demócratas

Una de las medidas prohíbe la maniobra de asfixia y aplicada a Floyd, misma que  ya fue prohibida en California, Minneapolis, Houston, Dallas, Denver y Washington DC.

Otra medida aprobada por el estado de Nueva York anula la cláusula que protegía a los oficiales acusados de atropellos, misma que mantenía como confidencial el historial profesional de los policías, incluidas sanciones disciplinarias, e impedía al público saber si habían cometido abusos en el pasado.

El gobernador Cuomo anunció un decreto que obligará a los 500 departamentos de policía del estado a adoptar “un plan de reformas” que “reinvente y modernice” las fuerzas del orden,  en conjunto con las comunidades a las  sirven.

Los planes deben responder temas que que son  centro de manifestaciones contra el racismo y la brutalidad policial, como el uso excesivo de la fuerza, el manejo de multitudes, la discriminación o el trato transparente de quejas del público.

Cuomo advirtió  que los departamentos que no hayan adoptado un plan al 1 de abril de 2021 perderán el financiamiento del estado.

El reverendo Al Sharpton, líder de la lucha contra el racismo e invitado al anuncio, dijo que todas estas medidas “representan un cambio sustantivo y debemos vigilar para garantizar que se cumplan”.

Agrego que” decir que todo el mundo debe tener un plan en estas áreas y que si no lo tiene perderá el dinero del estado es un modelo sobre cómo debemos lidiar con los derechos civiles en el siglo XXI en este país”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here