El exdirector de Pemex, Emilio Lozoya Austin, cumplió lo que había adelantado en la carta difundida la noche anterior, y el Juzgado Octavo de Distrito de Amparo en materia penal se quedó esperándolo.

El ex funcionario del gobierno de Enrique Peña Nieto y miembro de su equipo de campaña en 2012, no se presentó a firmar como estaba estipulado, luego de que se le otorgara un amparo definitivo contra una orden de aprehensión en su contra solicitada por la Fiscalía General de la República y obsequiada por un juez.

Lozoya había obtenido hace 5 días la suspensión, que impedía a la autoridad detenerlo para responder por el quebranto ocasionado a Pemex en la compra de una planta de fertilizantes a un sobrecosto escandaloso del cual salió beneficiado.

Presentarse este martes a firmar al juzgado era condición que debía cumplir Lozoya Austin para otorgarle la suspensión definitiva que solicitó por conducto de su abogado, y como no lo hizo la historia cambia.

Ahora, como no cumplió los requisitos para suspender la orden de captura, el juicio de amparo en su favor será sobreseído y se reactivará la orden de aprehensión en su contra, por lo que puede ser arrestado en cuanto sea ubicado

Lozoya tiene además otro citatorio, este ante un juzgado de control del Reclusorio Preventivo Norte, donde debe comparecer para responder a las acusaciones en su contra, y el plazo para acudir vence el miércoles, pero es un hecho que no se presentará.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here