El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo relajó las restricciones a reuniones públicas en el estado para el feriado del Día de los Caídos en Guerras y así,  los neoyorquinos ansiosos tras 2 meses de cuarentena por coronavirus recibieron un inesperado alivio.

Cuomo firmó una orden ejecutiva para permitirles a las personas reunirse en grupos de 10 personas máximo, a condición de mantenerse  a una distancia de al menos 2 metros entre si y lleven máscaras si no pueedn mantener esa distancia.

El anuncio se produjo luego de que la Unión de Libertades Civiles de Nueva York presentó una demanda contra órdenes que permitían reuniones sólo para oficios religiosos y conmemoraciones del feriado.

La Unión dijo que la constitución requiere que los mismos derechos sean extendidos a las personas reunidas por otras razones.

Así, la medida del gobernador permitiría a  los neoyorquinos irse vayan de picnic a parques y patios si no se acercan demasiado a sus amigos, e incluso ir a las playas de la ciudad de Nueva York este fin de semana, aunque no puedan meterse al agua y usar mascarillas, ya que se esperan lluvias y nublados.

El alcalde Bill de Blasio dijo que no se permite nadar en las playas de la ciudad y pudiera no serlo por todo el verano.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here