El Fondo Monetario Internacional revisó al alza sus proyecciones de crecimiento económico de América Latina en 2021 y las ubica en 4,6%, en gran parte debido al avance de la manufactura a nivel mundial.

En su nuevo informe de “Perspectivas Económicas Globales” divulgado este martes, el FMI menciona que “después de una fuerte caída en 2020, solo se espera una recuperación leve y de varias velocidades en América Latina y el Caribe en 2021”.

Cabe señalar que en 2020, la economía latinoamericana se desplomó 7 %, según los últimos cálculos del FMI, cifra que mejora la estimación hecha en enero pasado que fijaba la caída en 7,4 %.

Expertos señalan que el desarrollo esperado en la región para el año en curso se debe en gran parte al crecimiento de grandes países exportadores como Argentina, Brasil y Perú, que se han beneficiado del repunte de la manufactura mundial en la segunda mitad de 2020.

El comercio exterior registró durante 2020 en Latinoamérica su peor rendimiento desde la Recesión de 2008 al desplomarse 13 %, pero la caída fue 10 puntos menor de lo previsto gracias al repunte de la demanda en los grandes socios de la región, como el caso de China, de acuerdo a un estudio de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe.

En el nuevo escenario, el Fondo estima que Brasil, México y Argentina, las 3 economías más grandes de la zona, crecerán este año 3,7 %, 5 %, y 5,8 %, respectivamente.

Otros países como Colombia, Chile y Perú, avanzarán 5,1 %, 6,2 %, y 8,5 %, respectivamente. En cambio, Venezuela tendrá una contracción económica del 10 %.

El Fondo advierte en su informe que las perspectivas a largo plazo siguen dependiendo de la trayectoria de la pandemia, y habla de “algunas excepciones -por ejemplo, Chile, Costa Rica o México, pues la mayoría de los países no han obtenido suficientes vacunas para cubrir a sus poblaciones”.

Los economistas del FMI calculan que la economía global se contrajo en 3,3% en 2020 después de la recesión que siguió a la pandemia del coronavirus en el mundo a principios de la primavera pasada, la peor cifra anual en la base de datos del FMI, aunque no tan grave como la caída del 3,5% que había estimado hace 3 meses.

El FMI pronostica ahora que la economía de Estados Unidos se expandirá 6,4% en 2021 y 3,5% en 2022, crecimiento respaldado por el paquete de ayuda de 1,9 billones de dólares del presidente Joe Biden, mientras que la aceleración en la aplicación de vacunas está permitiendo a los estadounidenses regresar en mayor número a restaurantes, bares, tiendas y aeropuertos.

El Fondo pronosticó que China registrará un crecimiento del 8,4% este año y del 5,6% en 2022. El FMI espera que los 19 países que comparten el euro se expandan colectivamente 4,4% este año y 3,8% en 2022, en tanto que Japón registrará un crecimiento del 3,3% este año y  2,5% el próximo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here