El canciller mexicano, Marcelo Ebrard, dio a conocer que Estados Unidos y México acordaron un programa de cooperación bilateral que incluye una fuerte inversión en el sur de nuestro país y en países centroamericanos para buscar impulsar el progreso de la región y como consecuencia de ello, poner freno a la migración.

La cifra considerada en el proyecto ascendería a 4 mil 500 millones de dólares, y de acuerdo con Ebrard, los gobiernos de ambos países están comprometidos “a promover un fuerte crecimiento económico regional, empleos mejor remunerados y mayores oportunidades para todos nuestros ciudadanos”.

El titular de Relaciones Exteriores consideró que esta declaración demuestra la importancia que ambos países otorgan a la relación bilateral y dan fe de un “espíritu de cooperación fuerte”.

De esta forma, Estados Unidos respalda el plan del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien busca impulsar el desarrollo en Centroamérica para generar condiciones que hagan desistir a los habitantes de emigrar hacia la Unión Americana.

La Corporación para Inversiones Privadas en el Extranjero prevé apoyar planes en El Salvador, Guatemala y Honduras por 2 mil 500 millones de dólares. El Departamento de Estado norteamericano precisó que solo será posible si “se detectan proyectos comerciales viables”.

Ebrard agregó que “México y los Estados Unidos liderarán el trabajo con socios regionales e internacionales para construir una Centroamérica más próspera y segura, y así abordar las causas subyacentes de la migración”.

De igual forma, ambos países continuarán colaborando con los sectores privados de sus países y los bancos multilaterales de desarrollo para promover la inversión.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here