El club inglés Manchester City difundio en las últimas horas un plan por medio del cual entregará una indemnización a las víctimas de abuso sexual infantil cometidos por exentrenadores de la institución, cuyo equipo es actualmente líder de la Liga Premier.

En noviembre del 2016, el City abrió una investigación para determinar la magnitud de los delitos de pederastia cometidos por Barry Bennell, exentrenador de las categorías inferiores, y otras personas en instalaciones del club desde 1964.

Bennell fue condenado a 30 años de prisión en febrero del 2018 tras ser declarado culpable de abusar de 12 menores.

Las investigaciones del club revelaron además “graves” delitos de pedofilia perpetrados por otro entrenador de las categorías inferiores, John Broome, quien murió en 2010.

Manchester City señala que las investigaciones no han terminado, aunque no indica la suma con la que se indemnizará a las víctimas de pederastia.

Bennell fue cazador de talentos y entrenador de los equipos juveniles del City entre 1976 y 1984, y también trabajó en otros equipos ingleses. Su caso desató un escándalo mayor, en el que unas 350 personas denunciaron haber sufrido abusos sexuales en clubes de fútbol del Reino Unido cuando eran niños.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here