Luego de la renuncia de Germán Martínez a la dirección del IMSS y de los constantes reclamos en el sentido de que hay escasez de medicamentos, la Oficial Mayor de la Secretaría de Hacienda, Raquel Buenrostro, dijo en conferencia de prensa que está garantizado el abasto de medicinas por parte del gobierno federal, y que si hay falta de alguna es debido a una compra en la pasada administración.

La funcionaria a quien se le adjudica la facultad de autorizar compras de gobierno, señaló que la compra de medicamentos se planea un año antes, por lo que todas las medicinas disponibles para 2019 fueron contratados por la administración anterior en 2018, por lo que “la posible falta de medicamentos se debería a una planeación deficiente”, aunque precisó que hay forma de subsanar esta posible mala planeación, comprando para el segundo semestre lo que haga falta.

Apuntó que el gobierno actual está haciendo una compra a tiempo a mitad del ejercicio, y lo demás viene de resistencias, “incluyendo las del sector privado” como sucede por ejemplo con el Instituto de Seguridad Social de Tabasco, que tiene escasez de medicamentos, cuenta con el recurso suficiente y quiere comprar los insumos pero la industria farmacéutica no le quiere vender.

Sobre el nuevo modelo de compras públicas diseñado para la actual administración, el cual consta de siete ejes,  la funcionaria dijo que tardará en terminar de implementarse entre 4 y 5 años.

1. Fortalecimiento de planeación para garantizar buenos precios, pues hacer compras urgentes aumenta los precios de medicamentos.

2. Ayuda a pequeñas y medianas empresas, cooperativas y la responsabilidad social. Con esto se busca que no solo las grandes empresas puedan participar para mejorar el desarrollo económico y las condiciones de familias de pequeñas empresas.

3. Coordinación de áreas de contratación.

4. Compras consolidadas en donde el Gobierno federal haga convenios con los estados para realizar en conjunto una sola compra de un insumo y obtener precios competitivos.

5. Estrategias tecnológicas, pues además de la plataforma de Compranet, donde se publican las licitaciones, se buscará una nueva estrategia con la que se automatice el proceso de contratación desde la planeación hasta el proceso de contrato y pago.

6. Cambio en la cultura, ya que estamos en un cambio cultural y de régimen, no solo de administración”.

7.  Marco normativo flexible mediante reformas a leyes de adquisiciones y de obras para generar mecanismos más transparentes de contratación

La funcionaria afirmó que las compras públicas forman parte de los rubros donde existe más corrupción, y adelantó que se cuenta con cerca de 1 billón de pesos destinados para compras, y la meta de la administración es lograr un 20% de ahorro en un inicio, ya sea por mejoras de precios o mayores controles.

En cuanto a falta de pago a los proveedores del Gobierno, Buenrostro aseguró que sí se les está pagando, pero se detectó que hay casos de facturas duplicadas o facturas falsas.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here