El papa Francisco pidió a los jóvenes que no caigan en lo que califica de “fiebre consumista” y “en nuevas formas de autopreservación egoísta” cuando el mundo salga adelante del brote de coronavirus.

En un videomensaje dirigido a los jóvenes a propósito del encuentro llamado Economía de Francisco, el pontifice dijo que “pasada la crisis sanitaria en la que nos encontramos, la peor reacción sería caer aún más en una fiebre consumista”.

El encuentro concluye este domingo, y el obispo de Roma les expresó que no deben olvidar que “de una crisis no se sale igual: salimos mejor o peor”.

Demandó que “alimentemos lo bueno, aprovechemos la oportunidad y pongámonos todos al servicio del bien común”, y dijo que es necesario desarrollar “otra narración económica” y “asumir responsablemente que el actual sistema mundial es insostenible desde diversos puntos de vista y golpea principalmente a nuestra hermana tierra, tan gravemente maltratada y expoliada, y a los más pobres y excluidos”.

El vicario de Cristo apuntó que “la gravedad de la situación actual que la pandemia de COVID-19 puso más en evidencia, demanda una toma de conciencia de todos los actores sociales” en la que los jóvenes “tienen un papel primordial”.

Condenó “la crisis social y económica que muchos padecen en carne propia y que está hipotecando el presente y el futuro en el abandono y la exclusión de tantos niños, adolescentes y familias enteras”, pues a si juicio, es algo que “no tolera que se privilegien los intereses sectoriales por encima del bien común”.

Concluyó con un llamado a evitar “nuevas formas de autopreservación egoísta”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here