El Gabinete de Seguridad de Israel encabezado por el primer ministro Benjamin Netanyahu, comenzó a celebrar sus reuniones en un búnker subterráneo en Jerusalén para ayudar a coordinar la campaña de lucha contra la expansión del coronavirus, informaron medios israelíes citados por la agencia de noticias Reuters.

 

El búnker, conocido como ‘Centro de Gestión Nacional’, fue construido para funcionarios israelíes hace más de una década ante las preocupaciones generadas por el programa nuclear de Irán y los intercambios de ataques con misiles de Hezbolá.

 

La instalación opera como puesto de mando y control para que altos funcionarios israelíes puedan continuar dirigiendo el país durante una crisis importante, como la  pandemia, en donde hay un creciente número de casos de covid-19 en el país, la inestabilidad potencial y las implicaciones que podrían acompañar al brote.

 

El Gobierno de los Estados Unidos, por su parte, trasladó su Comando Norte a la enorme instalación subterránea de Cheyenne Mountain y al activar otras instalaciones reforzadas.

 

El Centro es una fortaleza ubicada cerca del Parlamento, el Ministerio de Asuntos Exteriores, la Oficina del Primer Ministro, la Corte Suprema y otras instalaciones gubernamentales. Tiene aspecto futurista sin ventanas a nivel del suelo e incluye y es capaz de albergar a cientos de personas durante un período prolongado como podría ser una guerra nuclear, biológica y química.

 

Israel reporta más de 4 mil 800 casos de contagio por coronavirus que han dejado 17 fallecidos, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here