Al presidente norteamericano Donald Trump no le gustó nada la dura respuesta de Irán, que en voz del presidente Hasán Rohaní, calificó de enfermos mentales a los líderes en la casa Blanca, luego de que Washington anunciara nuevas sanciones contra el país asiático, incluido el presidente iraní.

Trump ha tachado la respuesta del presidente de irán como “insultante y muestra su ignorancia”. De paso, aseguró que las autoridades iraníes “no entienden la realidad”, y advirtió de que “cualquier ataque de Irán sobre cualquier elemento estadounidense tendría una respuesta contundente y abrumadora que, en algunos casos, supondría la aniquilación”.

Mientras tanto, el secretario de Estado de los Estados Unidos, Mike Pompeo, dijo desde Kabul que “las palabras de los iraníes son un poco inmaduras e infantiles, pero sepan que el Gobierno de Estados Unidos se mantendrá firme en emprender las acciones que el presidente estableció como respuesta”

Trump recordó que su país no olvida “el uso” por parte iraní de artefactos explosivos y bombas antiblindados que, aseguró, “han matado a 2 000 estadounidenses y herido a muchos más”. Por otro lado, las autoridades norteamericanas “mantienen la puerta abierta a negociaciones reales”, con Irán, sobre la cuestión nuclear.

La escalada de ataques verbales está generando cada vez más preocupación entre la comunidad internacional, que busca evitar a toda costa que la tensión siga en aumento y desemboque en un conflicto militar en el golfo Pérsico.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here