Las bancadas del PRI y el PAN en el Congreso de la Ciudad de México demandaron la renuncia de la directora del Metro, Florencia Serranía, luego del fallecimiento de una mujer que sufrió un derrame cerebral en la estación Tacubaya y fue abandonada por elementos de la Policía Bancaria Industrial.

La panista América Rangel señaló que hubo ineficacia de las autoridades del Metro, lo que derivó en una muerte que pudo haberse prevenido, e hizo un enérgico llamado para sancionar con todo el peso de la ley a quienes expulsaron indebidamente a la señora identificada como María Guadalupe Fuentes Arias.

Añadió que tras este lamentable hecho, queda evidenciada la falta de protocolos de atención médica, de capacitación e implementación de una verdadera cultura de sensibilización por parte de las autoridades del Metro y de la Policía Bancaria e Industrial.

Luego de la intervención en tribuna de la diputada Rangel, la bancada de Morena voto en contra de la remoción de la titular del Sistema de Transporte Colectivo Metro, en tanto que el PRD se abstuvo, y el diputado del PRI, Guillermo Lerdo de Tejada pidió a la Procuraduría de Justicia capitalina y al Metro, presentar un informe sobre lo ocurrido el pasado 16 de febrero, así como el estado de las indagatorias que se están realizando para esclarecer el caso y sancionar a los responsables.

El legislador cuestionó en tribuna “como es que después de 3 horas que estuvo la mujer en la oficina de la jefa de estación, no recibió atención médica. ¿Quién influyó para que después de 3 horas la sacaran a las banquetas, quién dio esa instrucción a la jefa de estación, quién instruyó a los policías que no actuaron correctamente?”.

Agregó que lo que ocurrió en el Metro es para alarmarnos, pues todos los días la gente va a sus centros de trabajo, a la escuela y merecen condiciones de seguridad mínima y de protección en sus trayectos.

Sobre lo ocurrido en el metro, la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, afirmó que hay una cadena de responsabilidades con lo que ocurrió ahí, y que está revisando la procuraduría desde el momento en que la persona llega a la estación, quién fue la ambulancia, quién dictaminó, etc.

Agregó que se están revisando responsabilidades, y que en el caso de servicios de emergencia, se está trabajando en varios temas, toda vez que recibió una ciudad  donde los servicios de emergencia tardaban en promedio 40 minutos en llegar, además de que es distinto en cada alcaldía, y en la periferia los tiempos son mayores que en el centro de la ciudad.

Agregó que lo primero es configurar servicios de emergencia unificados en la ciudad, y lo segundo contratar médicos en el 911, ya que muchas veces el despachador no sabe si es un problema grave o no grave, y no puede discriminar de acuerdo al tipo de incidente.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here