Los seguidores de la banda inglesa de rock Deep Purple recuerdan este con especial cariño a John Douglas Lord, quien fue conocido en el mundo de la música durante más de 4 décadas como Jon Lord, tecladista de la agrupación británica, y quien nació un 9 de junio pero de 1941… hace ya 78 años.

Lord es considerado uno de los mejores tecladistas de la historia, adicto al piano desde la edad de 9 años, recibiendo enseñanza de piano clásico. La aparición del rock and roll captó su atención y decidió no ingresar en el Royal College of Music.

Durante esa época Jon se vio influenciado por los organistas de jazz como Jimmy McGriff, John Patton, Jack McDuff y  Jimmy Smith, quienes impusieron el uso del órgano Hammond en el jazz, cuyo sonido marcaría profundamente al joven Jon.

Formó su primer grupo en 1960 y hacia el 63, apareció en la banda de Art Wood, hermano del  integrante de los Rolling Stones, Ron Wood, grupo que se llamó The Artwoods.

Su vida dio un giro en 1968 cuando fue invitado a la banda Roundabout que poco después se transformaría en Deep Purple, con la cual logó fama y éxito en uno de los mejores grupos de la historia del rock.

Consolidada la nueva agrupación con Ritchie Blackmore, Ian Paice, Rod Evans, Nick Simper y el propio Lord, comenzaron a trabajar en su primer álbum. Lord sería el principal referente y quien llevara las riendas en cuanto a la dirección artística y musical del grupo, dandole una característica particular que hacía al grupo diferente a la de los demás.

Esa característica otorgada desde el Mark I por Lord junto con sus compañeros Ian Paice en batería y Ritchie Blackmore en guitarra, se daba debido a que se preocupaban de la parte musical mientras los bajistas (Nick Simper, Roger Glover o Glenn Hughes) y vocalistas (Rod Evans, Ian Gillan o David Coverdale) de turno en cada una de las diversas formaciones hasta 1976 se preocuparon de escribir las letras de los temas.

Los 3 primeros álbumes de Deep Purple contienen mucho de Lord, caracterizado por largos pasajes de órgano Hammond,

Con Gillan y Glover, Deep Purple se convirtió en una de las mejores bandas de rock de la historia, y en 1969, se dio uno de los capítulos más singulares de la música del siglo XX: la fusión entre una orquesta filarmónica clásica y un grupo de rock, interpretando una pieza clásica compuesta por tres movimientos cuya autoría musical corresponde íntegramente a Jon Lord: Concerto for group and orchestra

Diferencias musicales y de personalidad entre los miembros de la banda generó frecuentes cambios y Deep Purple se disolvió en julio de 1976, hecho que permitió a Jon Lord emprender algunos proyectos como solista, pero en 1978 llegó a Whitesnake con quien se mantuvo hasta 1984 cuando reapareció Deep Purple, donde estuvo hasta 2002, abrazando en definitiva la carrera de solitas.

Durante su permanencia en Deep Purple entre 1984 y 2002, Jon editó un nuevo proyecto solista titulado Pictured Within, de 1998, y el segundo suceso sería la reencarnación del Concert for Group and Orchestra, que Lord había compuesto 30 años antes pero del cual las partituras originales se habían perdido. Un compositor holandés había estado reconstruyendo las partituras del evento con la ayuda de los únicos registros mencionados y junto con Jon terminaron de reconstruir las partituras, celebrándo el aniversario 30 de la banda con una gira mundial en 1999, donde interpretaron el Concerto junto con clásicos de Deep Purple.

Su último álbum grabado con Deep Purple fue Abandon, tras lo cual en 2003 se retiró de la banda amistosamente para continuar con su carrera solista.

En agosto de 2011, hizo público que estaba luchando contra un cáncer. Falleció el 16 de julio de 2012 por una embolia pulmonar en un hospital en Londres.​

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here