Biólogos moleculares, computacionales y clínicos de la Universidad y del Hospital Universitario de Basilea dieron a conocer un estudio en la revista Cell en el que describen un fármaco que es capaz de evitar la formación de metástasis, responsable de más del 90% de las muertes relacionadas con el cáncer.

Hoy día,  los pacientes con enfermedad metastásica se consideran incurables, y el equipo dirigido por Nicola Aceto, del Departamento de Biomedicina de la Universidad de Basilea en Suiza, identificó el medicamento que suprime la propagación de las células cancerosas malignas y su capacidad de sembrar metástasis.

Las células tumorales circulantes dejan un tumor primario y entran en el torrente sanguíneo para generar la metástasis a distancia. Dichas células se pueden encontrar en la sangre de pacientes como células individuales o grupos de células.

Los investigadores encontraron que la formación de grupos de células tumorales circulantes conducen a cambios epigenéticos clave que facilitan la siembra de metástasis, al tiempo que demostraron que estos cambios epigenéticos son reversibles tras la disociación de los grupos de células tumorales.

En su búsqueda de una sustancia que suprima el desarrollo de metástasis, el equipo de investigación probó 2 mil 486 compuestos aprobados por la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos utilizados para una serie de indicaciones diferentes, encontrando inhibidores con la capacidad de disociar los grupos de células tumorales derivados del paciente.

Aceto agregó que “pensamos en actuar de manera diferente a los enfoques estándar, y buscamos identificar medicamentos que no maten a las células cancerosas, sino que simplemente las disocian. Ya estamos trabajando en el siguiente paso, que es realizar un ensayo clínico con pacientes con cáncer de mama”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here