Medios alemanes han confirmado este viernes que un grupo de hackers no identificados subieron a internet datos personales de cientos de políticos alemanes, y paradójicamente, solo la ultraderechista Alternativa por Alemania no ha sido afectada por el ataque cibernético.

La mayor parte de los datos filtrados son números de teléfonos móviles y direcciones, pero en algunos casos también fueron publicados datos personales como documentos de identidad, chats, cartas, facturas o información de tarjetas de crédito, aunque no está claro si se trata de datos auténticos.

La ministra alemana de Justicia, Katarina Barley, llamó a identificar rápidamente a los autores y aclarar sus posibles motivos políticos, y dijo que “los autores quieren dañar la confianza en nuestra democracia y sus instituciones”. Los deliincuentes y sus partidarios no pueden decidir ningún debate en nuestro país”.

Luego de la confirmación del ataque por parte de los medios, el Gobierno alemán confirmó el ataque, y Martina Fietz, viceportavoz de la canciller alemana, Angela Merkel, dijo que la filtración afecta a políticos del Parlamento alemán, del Parlamento europeo, de hemiciclos regionales y autoridades municipales

La cancillería tuvo conocimiento del hecho el jueves por la noche y la vocera de Merkel aseguró que no se filtraron datos sensibles de la jefatura de Gobierno ni de la canciller Angela Merkel, toda vez que mandataria se había visto afectada por la filtración masiva.

Las autoridades de seguridad constataron que se trata de “paquetes de datos relativamente actuales y también otros de más antiguos”, y los motivos de la filtración aún no están claros.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here