Luego de unas 5 horas de analizar la situación en Venezuela, el Grupo Internacional de Contacto acordó enviar una misión técnica al país sudamericano y volver a reunirse en marzo para seguir trabajando en un proceso que permita llegar a una “solución venezolana” de su propio conflicto.

El encuentro se desarrolló en Montevideo y los cancilleres junto con  representantes diplomáticos de 7 naciones europeas y 5 latinoamericanas, emitieron un documento donde apuntan la difícil situación de los venezolanos, lo grave de la crisis y el impacto que tiene en la región.

El Grupo se comprometió a trabajar para “establecer las garantías necesarias para un proceso electoral creíble en el menor tiempo posible” y “permitir la entrada urgente de asistencia de acuerdo a los principios internacionales”.

Además, quedó claro que la solución debe ser venezolana, en línea apoyando lo dicho al inicio del cónclave por parte de la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini.

De los miembros del Grupo de Contacto, Bolivia, Italia y Uruguay, no han reconocido formalmente a Juan Guaidó como presidente encargado de Venezuela.

En documento también llama a coordinar la asistencia humanitaria con ACNUR, la agencia la ONU para refugiados, y enviar una misión técnica a Venezuela.

México y Bolivia se abstuvieron de firmar el documento.

El mexicano Marcelo Ebrard explicó que su país no puede apoyar el llamado a elecciones en Venezuela, por tratarse de la política interna de otra nación. México había aclarado que asistiría a la cita sin ser formalmente parte del grupo.

El anfitrión, Rodolfo Nin, canciller de Uruguay, expresó que la participación en este grupo queda abierta a más actores que quieran sumarse y destacó la “confluencia” con  “Mecanismo de Montevideo”, propuesto este miércoles por México y Uruguay,  iniciativa para lograr la paz en Venezuela en 4 etapas centradas: diálogo inmediato, negociación, compromisos e implementación.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here